Menú Cerrar

Cuidar las encías aumenta la inmunidad de pacientes con VIH

La prevención o el control de la periodontitis pueden disminuir las bacterias que estimulan el VIH 

estetica-dental-recesion-encias_2El cuidado de la salud periodontal puede aumentar la inmunidad de los pacientes con VIH. Esta ha sido la conclusión de un estudio desarrollado por profesionales de las principales instituciones educacionales de Brasil  – la Universidad de Sao Paulo, la Universidad de Campinas y la Universidad Paulista.

Para entender la investigación, se necesita comprender un poco más sobre la enfermedad periodontal. Se trata de una fuerte infección de las encías que causa sangrado, pérdida de estructuras óseas y, en algunos casos, la pérdida del diente. Debido a que es una infección, las bacterias presentes en la boca pueden propagarse a través del cuerpo.

“Durante la investigación, nos dimos cuenta de que algunas de estas bacterias tenían la capacidad de modificar las funciones del virus que causa el sida, lo que aumenta su capacidad para multiplicarse, por ejemplo”, dice Renato Correa Viana Casarín, profesor del Máster en Odontología UNIP y co-autor de la investigación.

A partir de esto ha sido posible asociar la infección gingival con el sistema inmune debilitado de los pacientes con VIH. Es decir, la prevención o el control de la periodontitis pueden disminuir las bacterias que estimulan al VIH y, por lo tanto, la cantidad del virus en el cuerpo.

“Ya sabemos que cuanto más pequeña es  la carga viral, mayor es la inmunidad de la persona con VIH. Y nos quedó muy claro que con el tratamiento de la periodontitis, el número de células de defensa del cuerpo, llamados linfocitos CD4, aumentó“, aclara el experto.

A lo largo del tratamiento y de la investigación, el cuidado con la enfermedad oral ha sido reforzado con información sobre el beneficio del tratamiento de la inflamación,  las técnicas adecuadas de cepillado y la importancia de la eliminación de la placa de las encías.

La salud oral y la calidad de vida

Con base en los resultados, los expertos que participan de la investigación afirmaron  que cultivar una higiene bucal impecable ayuda, y mucho, a mejorar la salud y la calidad de vida de los pacientes con VIH.

“Los portadores del VIH deben tener un estricto control de su salud oral, visitar el dentista con frecuencia (de entre 3 y 6 meses, dependiendo de la indicación del profesional). Estos pacientes pueden experimentar incluso otros problemas dentales asociados con la presencia del virus del VIH y el diagnóstico y el tratamiento tempranos son muy importantes para el tratamiento y la salud general”, concluyó el experto.

Artículos relacionados